Facebook La playa de Madrid Twitter La Playa de Madrid Vimeo La Playa de Madrid


No eventos

Concierto

Gospel Soul

23 mar 2012 - 23 mar 2012
Auditorio Marcelino Camacho

Cantar es genial. Prueba. Quien no canta nunca, no sabe lo que se pierde: su cuerpo está reprimido. Hay muchos bares con un letrero que prohibe cantar. ¿Por qué, cabrones? Si la gente se junta cantando en los bares es algo magnífico. Cantemos más por favor.

Aunque a mi el gospel no me hace pensar en bares.  Me hace pensar en trabajar. Trabajar todo el día, extenuantemente, en el campo, y bajo el solazo.

En España esta cultura negra parece resultarnos ajena, pero no es cierto: piensen en cuánto y cómo están currando los jornaleros inmigrantes en las campañas agrícolas de El Ejido. Ellos podrían cantar ahora mismo estas canciones maravillosas, sudando a chorro y recogiendo lechugas genéticamente alteradas.

Lo espiritual del gospel vendrá de imaginar que no se está allí, mientras el cuerpo trabaja. Evadirse tanto que el espíritu suba al cielo del sol entre las nubes. De ahí esa estética como de Michael Landon en Autopista hacia el cielo en las portadas y los carteles de gospel. El cielo tiene que tener puertas doradas y vidrieras cuando uno vive en un apartamento compartido con diez más, o en una chabola.

¿Que por qué me meto en vericuetos semejantes para hablar de gospel? Quizás por un reflejo postmarxista, ya que el concierto es en el auditorio de CC OO. No puedo evitar el poderoso contraste de dónde están ahora los descendientes de quienes cantaban al cielo y dónde quienes les escuchamos: ir a escuchar gospel es como muy fino, incluso afrancesado. Pero dejo de ponerme estupenda, a lo Max (no Marx) Estrella.

¿Qué vamos a escuchar? Voces. Voces de hombres y mujeres en coro. Eso es alegre. Eso exalta el cuerpo y el alma.

Pasando a un territorio más frívolo, tiene un emplazamiento perfecto para tomarse algo después del concierto. Está en  Huertas. Aquí, en La Playa de Madrid, hemos hablado ya de varios bares muy distintos a la hojarasca habitual en la zona: el Jazz Bar y La Taberna de Conspiradores, el Beguin the Beguine, La Tarasca, el Neila, o más arriba, La Piola. Todos ellos significan un buen fin para un concierto o un buen principio para una noche de viernes. A ver si en alguno de estos bares nos animamos a cantar./Ms Wonderly

Auditorio Marcelino Camacho | c/ Lope de Vega 40 | web
Hora: 22h
Precio: 12€ anticipada-15€ en taquilla Reserva de entradas

Share